GRANDES PELIGROS PARA EL SOSTENIMIENTO DE LAS FAMILIAS

por

Una mañana de un jueves de mayo del año 1897, Concepción Villa, esposa de un guardia civil y madre de ocho hijos, el primero de los cuales había sido destinado a Filipinas hacía pocos días, se encontraba, en compañía de una de sus hijas, de catorce años de edad, a la orilla del mar, entre la playa de Puerto Chico y Toró, ocupada en extraer marisco para atender al sostenimiento de su familia.

Al tratar de huir de una ola que amenazaba inundar la roca en que se hallaba, cayó entre unos arrecifes, siendo arrastrada por las aguas en el descenso de la ola, sin que su hija pudiera impedirlo. La niña prorrumpió en agudos gritos, los cuales fueron oídos por Ramón de Cue, que se hallaba próximo, alertando al bote “México”, que acaba de llegar del Moyón. Sus tripulantes, Gervasio Cue, Fernando Villa e Indaleceo Varela, junto con el cabo de mar Antonio Allegui, se dirigieron al lugar del suceso. Cuando llegaron ya se encontraba en el lugar Joaquín Coalla que, despojado de sus ropas, se disponía a lanzarse al mar.

Concepción, que se hallaba a varios metros internada en la mar, fue subida al bote, donde intentaron sin éxito, al percatarse de que no hacía ningún movimiento, que expulsase el agua, mientras que remaban a toda velocidad hacía el Sablón. En aquella playa, además de numerosas personas, estaba el médico municipal Manuel de la Vega Martínez que logró estimular la respiración de Concepción, salvándola de una muerte segura.

Es de destacar que los “socorristas” renunciaron a la compensación que como premio les otorgó la Sociedad de Salvamento de Náufragos, acordando que tales cantidades se entregasen a las viudas de Manuel Estrada y Alejandro Amieva, que días antes habían muerto a consecuencia de zozobrar la lancha “San Antonio” a la entrada de nuestro puerto.

Imágenes, Valentín Orejas

SI TE HA GUSTADO, COMPARTE...

0 comentarios

Deja un comentario

  • “LA IGLESIA CONSTITUYE EL VERDADERO SÍMBOLO DE LO QUE ES LA VILLA DE LLANES”
    En el año 2006, el catedrático Juan Ignacio Ruiz de la Peña pronunció una conferencia, trasladando a los asistentes al Llanes de la Edad Media. Entre sus palabras, “El Oriente de Asturias” destacó como titular. “ La iglesia constituye el verdadero símbolo de lo que es la villa de Llanes·. […]
  • “EL MATATE VA A SER POCU”
    Que fui el criu mas mimau por las tías de “Santana”, eso ya estaba escrito en el primer capítulo del ·Génesis”. Os cuento. Corría el año 1969 cuando en una verbena de las muchas que organizaba el “Bando de la Magdalena”, me tropecé con una pareja de franceses, más o […]
  • PELUQUERÍA HIGIÉNICA
    La peluquería Higiénica, que fue una de las más antiguas de Llanes, ya que se abrió a principios del siglo XX, estuvo primeramente en la calle Pidal, justamente en el local que hoy ocupa la acreditada  y selecta confitería “Ortegal”, trasladándose más tarde a la plaza de las Barqueras, a […]
  • EL ERMITAÑO DE LA GUÍA
    La ermita de la Guía tenía su ermitaño. A finales del del siglo XIX, lo era el tíu Millán, al que inmortalizó Bastasar Cue, en uno de aquellos retratos de tipos populares de la Villa.  Fue una personalidad en Llanes y su muerte tan sentida como la pérdida de un […]

  • All
  • "Entre las Olas del Olvido: Comercios y Lugares que la marea del cambio se llevó"
  • "LA FORTUNA QUE VINO DEL MAR"
  • Por: Maiche Perela

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad