LA CASA DE LALITO | LA FORTUNA QUE VINO DEL MAR

por

Nicolás García García se trasladó a México, junto a sus hermanos Manuel y Juan, donde cimentó un imperio económico, dedicándose a la industria textil del algodón y a inversiones inmobiliarias en la ciudad de Puebla de los Ángeles.

Asimismo, fue un destacado miembro de la boyante colonia asturiana en esa ciudad mejicana.

Allí, se casó con Concepción Valverde, que aunque no era de origen asturiano, su familia formaba parte de la colonia española, y fruto de aquel matrimonio nacieron dos hijos, Eduardo y Concepción.

Nicolás murió prematuramente en 1896, siendo su hermano Manuel quien se hizo cargo de sus hijos, que apenas llegaban a los cinco años de edad.

Los hermanos García Valverde pasaban los veranos en Villa Flora, mansión que su tutor había construido en la calle Pidal de Llanes, siendo en dicha casa el lugar de celebración de la boda  de Concepción, que contrajo matrimonio con José Manuel Cánovas Chorlet.

Eduardo, que junto a su hermana, había heredado una gran fortuna, se decía que todas las casas de la calle Miradores de Puebla eran de su propiedad, estudió en los mejores colegios y llevó una vida muy cosmopolita, afincándose en San Sebastián.

Así, recogió “El Oriente de Asturias” una de sus múltiples aficiones:

“Tenemos entendido que el joven don Eduardo García Valverde, está haciendo en París grandes progresos en el arte de la aviación, y, según se dice, acaso en el verano próximo realice aquí el referido joven magníficos vuelos”.

En el año 1926, construyó su casa de campo con vistas al mar, junto al Paseo de San Pedro de Llanes, siguiendo el modelo de vivienda que veía en sus viajes por el país vasco-francés. Eduardo admiraba y había leído las obras de Louis Colas, profesor del Liceo de Bayona, con el que se puso en contacto, el cual le indicó que se dirigiera al arquitecto Jean Soupre,  que le envía documentación sobre un caserío de Bayona. La construcción de la hermosa casa la ejecuta el maestro de obras local Ángel Oves.

Eduardo se casó con Josefina Martínez, la cual falleció  prematuramente en San Sebastían el día 9 de abril de 1930, dejando huérfanos de madre a dos niños pequeños, Eduardo y José.

La que conocimos por “La Casa de Lalito” y más tarde como “La Casa de Uca”, llamó siempre la atención por no ser habitual en Llanes esa tendencia arquitectónica. En ella destacan, además de los colores que alternan el blanco y el rojo, las innumerables ventanas de distintos tamaños y puertas de arco, miradores, corredores, balcones y galerías, que tal parece que juegan a las cuatro esquinas.

La propiedad se mantuvo en la familia hasta hace muy poco.

Fuente, “El Oriente de Asturias”

Imágenes, Valentín Orejas

SI TE HA GUSTADO, COMPARTE...

0 comentarios

Deja un comentario

  • JOSÉ PURÓN SOTRES, “EL PINTOR DE OFICIO” | FIGURAS LLANISCAS: NAVEGANTES DE LA HISTORIA
    Continuando con esta sección de personalidades llaniscas que ensalzaron a su lugar de nacimiento, traemos al pintor José Purón Sotres, el cual siempre tuvo a Llanes como referente.  Este pintor, que evolucionó desde el impresionismo hasta el más original expresionismo y considerado uno de “los últimos pintores de oficio”, nació […]
  • LLANES, UN PUEBLO QUE VIVIÓ VARIAS CENTURIAS DE LA CAZA DE BALLENAS
    Siguiendo con el pasado ballenero de Llanes y en recuerdo de la exposición “Ecos de Ballenas en Santa Ana”, traemos un texto del escritor llanisco Vicente Pedregal Galguera, abanderado de la historia llanisca. “A orillas del Cantábrico, en cuyos acantilados se encuentran tantos pueblos encanto de turistas, hay una villa […]
  • LECHERÍAS SADI
    En San Antón, se estableció en el año 1931 la fábrica de productos lácteos Sadi, nombre que obedece a las siglas de sus propietarios Sañudo y Diddens. Durante la época de la posguerra tuvo una gran importancia, llegando  a tener 600 abastecedores y recogiendo unos 2.500.000 litros de leche anuales. […]
  • AÑO 1884, UNAS BUENAS MAREAS DE HACE 140 AÑOS
    BUCEANDO EN “EL ORIENTE DE ASTURIAS” AÑO 1884 “ Las lanchas de este puerto hicieron, en estos días, frecuentes salidas a la mar con bastante éxito, pues la “San Antonio” en tres mareas pescó setenta merluzas y tres congrios, y la “María del Carmen”, catorce meros, cuarenta congrios, tres merluzas […]

  • All
  • "Entre las Olas del Olvido: Comercios y Lugares que la marea del cambio se llevó"
  • "LA FORTUNA QUE VINO DEL MAR"
  • Por: Maiche Perela

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad