Regía la Cofradía de los Honrados Mareantes de San Nicolás una Junta presidida por el Mayordomo (antecesor del actual Patrón Mayor). También, formaban parte de la misma dos diputados y dos alcaldes ( de la mar y el puerto). Los fondos para sostener los servicios más variados, provenían del quiñón que pagaba todo mareante del puerto o forastero, del importe del arriendo de la pesca de la ballena, así como de la cuota de entrada que ascendía a dos reales y del impuesto por la subasta de sogas y cestos en los que se exportaban los pescados frescos. Dichos fondos se guardaban, junto al archivo y los ornamentos, en arca de tres llaves.

Imagen, “El Oriente de Asturias”

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad

Al seguir navegando en este sitio, aceptas el uso de cookies. Má Información

La configuración de cookies en este sitio web está configurada para "permitir cookies" para brindarle la mejor experiencia de navegación posible. Si continúa utilizando este sitio web sin cambiar la configuración de las cookies o si hace clic en "Aceptar" a continuación, está dando su consentimiento.

Cerrar