AÑO 1911

“La pesca de la langosta que este año fue lo único que resultó medio abundante para nuestros marineros, va tocando a su fin y gran número de los hombres de mar llaniscos empiezan a tomar plazas de marineros, paleros y fogoneros en las líneas de pasajeros y cabotaje.

Aplaudimos tal determinación, por ser sistema seguro que librará a muchas familias de la escasez en el próximo invierno” (EOA).

Imagen, Valentín Orejas

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad

Al seguir navegando en este sitio, aceptas el uso de cookies. Má Información

La configuración de cookies en este sitio web está configurada para "permitir cookies" para brindarle la mejor experiencia de navegación posible. Si continúa utilizando este sitio web sin cambiar la configuración de las cookies o si hace clic en "Aceptar" a continuación, está dando su consentimiento.

Cerrar