En el siglo XIX, antes incluso de que existiese la Sociedad de Salvamento de Náufragos, y debido a las rocas y lastra que había debajo de la Media Luna, se desviaba la corriente hacia la derecha, y el Sablín se convertía en una playa bastante arenosa donde no faltaban en el estío algunas casetas y bañistas.

Imagen, “El Oriente de Asturias”

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad