ESCORPIÓN

Trachinus draco
Pez peligroso, tanto vivo como muerto, ya que los radios duros de la primera aleta dorsal y las espinas operculares son ponzoñosos.
Vive enterrado frecuentemente en la arena, y al pisarlo, la acción del veneno es muy rápida y dolorosa.
Su carne es exquisita, aunque es un pez que, por lo general, se desprecia debido a lo peligroso de su manejo.

Maiche Perela Beaumont
Imagen, Valentín Orejas

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad